Scala Santa, Roma

Uno de los lugares que más me sorprendió cuando visite Roma no es uno de los más turísticos, muchas guías ni siquiera hacen mención de él. Es poco conocido por los turistas y un punto imprescindible para los más devotos.

En la Piazza San Giovanni in Laterano, frente a la Básilica de San Giovanni in Laterano, un palacete construido sobre los restos de otro, a finales del siglo XVI, por orden del Papa Sixto V, alberga la que dicen fue la escalera del Palacio de Poncio Pilato, aquella que Jesucristo subió antes de ser condenado a muerte por el prefecto romano. Es el Palacio de Letrán, erigido como palacio papal. Sigue leyendo

Anuncios

POST 100!!! El Coliseo de Roma

Para celebrar el post número 100 del blog he querido escribir sobre un lugar especial, algún sitio que me haya dicho algo más que el resto, ese elemento que me haya transmitido sensaciones diferentes y, sin duda, ese fue el Coliseo de Roma.

Un lugar que quise visitar desde niño debido a mi pasión por el Imperio romano y todo lo que tiene que ver con él. El Coliseo, creo yo, muestra toda la grandeza de la Roma clásica y las enormes expectativas que tenía no se vieron truncadas al encontrarme a los pies del majestuoso edificio.

COLISEO DE ROMA

El Coliseo fue construido por los tres emperadores flavios, de ahí su nombre; Anfiteatro Flavio, aunque se le conoce como Coliseo por una estatua colosal de Nerón que se encontraba entre el propio anfiteatro y el templo de Venus y Roma en el Foro.

La construcción del Anfiteatro respondía a la necesidad del nuevo emperador, Vespasiano, de alabar su imagen pública, pues no descendía de familia noble como era habitual en los regidores romanos.

Para ello drenó el lago artificial de la Domus Aurea, perteneciente al extravagante Nerón. Ese fue su primer acierto, pues devolvía un espacio robado por Nerón al pueblo.

Consejos de viajes. Tarjetas turísticas

Un buen recurso a tener en cuenta cuando viajamos y queremos ahorrar un dinerillo, son las tarjetas turísticas. Hace pocos años tan solo algunas ciudades contaban con este tipo de tarjetas (las más turísticas), pero hoy se cuentan con los dedos de la mano las que no tienen la suya propia.

Estas tarjetas constan, la mayoría, de descuentos en transporte público (algunas incluso viajes sin pagar nada más), descuentos en museos y monumentos varios y descuentos en comercios de la ciudad.

Algunas tarjetas cuentan además, de esos descuentos, con otros para localidades cercanas, o puntos de interés de su provincia o región.

Su validez depende de cada una, pero, generalizando un poco, las hay de uno, dos o tres días, variando por supuesto su precio.

Sigue leyendo

ROMA. LA CIUDAD ETERNA

Roma es una de las ciudades más conocidas del mundo y de las que hay mayor información para poder visitarla.

Llamada ” la ciudad eterna” con razón, a pesar de que haya cambiado su significado desde tiempos imperiales hasta hoy.

A Roma le debemos mucho, tanto cultural como arquitectónicamente. La ambición y las ganas de deslumbrar de sus emperadores, cónsules, ciudadanos y demás ha conseguido que lleguen hasta nuestros días grandes vestigios del que un día fue el mayor imperio del mundo.

La justicia, la composición política, templos, edificios y un largo etcétera, son muchas de las cosas que nos llegan de Roma.

Poder pasear y poner los pies por los lugares por donde un tiempo estuvo Julio Cesar, Augusto, Marco Antonio, Nerón o Trajano, las calles, edificios y el aroma de una de las ciudades más deseas era un objetivo codiciado por nosotros.

Roma es todas estas cosas y muchas más así que no perdamos más tiempo y sumerja monos en un viaje a esta maravillosa ciudad.

Sigue leyendo

RECIÉN LLEGADOS DE ROMA

Acabamos de volver del que era el viaje mas esperado por mi. Muchos años esperando poder ir a Roma, la cuna de una de las mayores, sino la mayor civilización, de la historia. Historia de la cual soy un grandísimo apasionado. Algunos ya lo sabéis pero es la cuarta vez que trato de ir a Roma y por fin lo pude conseguir; unas veces por falta de presupuesto (no olvido que hace 4 años que soy trabajador activo), otra por un terremoto y la ultima por el maldito volcán islandés. Esta vez fue posible, aunque hasta que no estuve en el aeropuerto romano no tenia claro si llegaría.

No puedo a estas alturas descubrios nada de Roma, de sobra conocida, pero hemos vuelto muy contentos y felices.

Espero acabar esta semana con los relatos del interrail y después me pondré con el de Roma.

Con esta escapada probablemente hayamos acabado con los viajes de este 2010, que ha sido un gran año en lo que a viajes se refiere.