Yacimientos romanos. Segóbriga

El yacimiento romano de Segóbriga es uno de los conjuntos arqueológicos mejor conservados de cuantos podemos encontrar en la Península Ibérica.

Situada en la autovía que une Madrid con el Levante, a la altura de Saelices (Cuenca), esta ciudad fue un importante nudo de comunicaciones y gozó de gran actividad durante los días del Imperio Romano.

Plinio la consideró inicio de la Celtiberia y llegó a tener un gran auge. En época visigoda aún contaba con cierta importancia, pero con la invasión islámica comenzó su declive y final abandono.

En el recinto destacan las ruinas del anfiteatro y el teatro, pero no son sus únicos elementos destacables, el foro, dos recintos termales o la basílica complementan la visita. Además se ha instalado un centro de interpretación que ayuda a comprender la vida en la ciudad,su origen y su historia y nos da unas explicaciones de las ruinas veremos a continuación.

Sigue leyendo

Anuncios

Thugga, la antigua Roma en África.

Dougga (Thugga) es una antigua ciudad romana ubicada en Túnez. Situada a unos 100 kilómetros de la capital es la gran olvidada del país en que la mayoría busca sol, playa y como mucho una excursión al desierto y montar en camello.

Sin embargo, quizá sea esa dejadez por parte de las autoridades turísticas del país lo que hace más agradable la visita a quienes nos aventuramos a llegar hasta las ruinas. Pasear por ellas sin el agobio de las costas, de las ruinas de Cartago o los zocos de las grandes ciudades, es un pequeño lujo que no sabemos cuanto tiempo más durará.

Ciudad declarada Patrimonio de la Humanidad en 1997 fue habitada por pastores y agricultores hasta la década de los 60, fecha en que abandonaron el emplazamiento para desplazarse a “Nueva Dougga”, en una zona más baja de la colina y junto a la carretera. Sigue leyendo

Yacimientos romanos. Itálica

El yacimiento arqueológico de Itálica se encuentra en la localidad de Santiponce, a pocos kilómetros de la ciudad de Sevilla.

 La ciudad romana fue fundada en el año 206 a.C. para acoger a soldados que lucharon en la II Guerra Púnica. Poco a poco fue tomando mayor importancia, gracias en gran medida a su privilegiada situación geográfica, que permitía un buen punto de partida en la conquista de la Hispania. Pero no fue esta la única característica de Itálica, en sus lindes se acrecentó  el gusto por las artes, las leyes y la política. Este interés de sus gentes hizo de que ella salieran personajes muy importantes en la historia del Imperio Romano; Allí nació Marco Ulpio Trajano, el que fuera el primer emperador no nacido en tierras italianas. Se dice que también nació en ella su hijo adoptivo, Adriano, aunque parece más probable la hipótesis de que este último naciera en Roma. Lo que si es cierto es que pasó varios años de su juventud en la ciudad hispana, creándose en él un aprecio eterno hacia Itálica, lo que se demostró años más tarde gracias a las concesiones que le hizo a la ciudad.

Yacimientos romanos. Clunia Sulpicia

Hace tiempo inicie un post en el foro de una conocida página de viajes sobre los yacimientos arqueológicos que podemos encontrar en España, de los que soy un gran fan.

Voy a publicar artículos sobre algunos de los que he visitado aprovechando las fechas en las que estamos y que aún falta tiempo para que nos embarquemos en nuevos viajes.

Voy a empezar por una de las más cercanas a nuestro hogar: CLUNIA SULPICIA.